La RAE contra los anglicismos en la publicidad

Jueves, 26 Mayo 2016 15:09

El pasado 18 de mayo, la Real Academia Española y la Academia de Publicidad se reunieron para debatir sobre la importancia de la presencia del español en la publicidad y el incremento de anglicismos en la misma. En Colombia se está pensando en implementar este proyecto, ¿qué tanto afectará las estrategias de mercadeo publicitarias?. Lengua madre solo hay una!

Real Academia Española|||| Real Academia Española|||| Tomada de Flickr||||
793

El pasado 18 de mayo, la Real Academia Española y la Academia de Publicidad se reunieron para debatir sobre la importancia de la presencia del español en la publicidad y el incremento de anglicismos en la misma.

La Real Academia de la Lengua Española (RAE) y la Academia de Publicidad (AP) presentaron una campaña contra el uso excesivo de anglicismos en la comunicación publicitaria. En esta participaron importantes miembros de ambas academias invitando al consumidor a ser consciente de lo que compra y a hacer un buen uso del idioma nacional.

La investigación hecha por las academias junto con la Universidad Complutense de Madrid revela que 322 marcas nacionales usan cotidianamente anglicismos como estrategia de mercadeo, pues en España (y otros países hispanohablantes como Colombia) hay un complejo de inferioridad con su idioma nacional y se le da más prestigio al inglés, expresó Darío Villanueva, director de la RAE.

En Colombia, La Academia Colombiana de la Lengua y la Asociación Colombiana de Facultades de Publicidad están estudiando la posibilidad de abrir un debate similar. Juan Vergara, Coordinador de la Comisión de Lingüística de la Academia expresa que “todo aquello que propicie el buen uso del inglés o el buen uso del español siempre será bienvenido, este es el espíritu presente en la reflexión de esta nueva campaña. Por lo tanto, estamos ante una reflexión valiosa tanto para la lengua española como para la lengua inglesa que, en última instancia, beneficia a todos los usuarios del idioma”.

Cabe resaltar que el uso de anglicismos es diferente a la presencia del inglés, ya que lo primero hace referencia a palabras provenientes del inglés que tienen un referente similar en español. Es válido que una campaña publicitaria use el inglés, pero no que use palabras inglesas donde se podría, perfectamente, usar términos en español. Sin embargo, las estrategias de mercadeo actuales han desprestigiado el idioma hispano, ya no se venden productos eco-amigables, sino eco-friendly, ya no son series en vivo son live o streaming. La situación llega a ser tan preocupante que una de cada diez marcas recurre al uso de anglicismos en su publicidad como estrategia para llegar más fácilmente al consumidor.

La Campaña de la RAE consistió en publicar dos comerciales con dos productos diferentes promocionados por internet. El primero fue un perfume que llamaron Swine, lo presentaron con una modelo usándolo y captando la atención de un hombre al hacerlo, el lema fue New Fragance, New Woman, sin embargo, quienes adquirieron el producto se decepcionaron pues Swine, significa Cerdo en inglés, y a esto olía el perfume. El segundo producto, eran un par de gafas de sol con Blind Effect, promocionadas por un hombre muy elegante que decía “abre tus ojos al Look Fashion”, con este artículo ocurrió lo mismo, al comprarlo se dieron cuenta que Blind Effect, significaba Efecto de Ciego, las gafas no permitían ver nada, literalmente.

Edward Varló, publicista y diseñador gráfico en Hook Studio, dice que estas estrategias de mercadeo radican en el público objetivo, la mayoría de campañas que tienen anglicismos están dirigidas a un público especifico que por lo general entienden lo que se quiere comunicar o en su defecto es un público al que los términos "anglo" le dan un valor agregado a lo que se está promocionando.

Este es un llamado de las academias a no olvidar la riqueza que tiene nuestro idioma. Los anglicismos seguirán presentes en el medio, pues el mercado y el tiempo en el que vivimos los exige. Sin embargo, el español poco a poco toma fuerza y la campaña de la RAE es un recordatorio a la preservación y prevalencia de la importancia del idioma a nivel global.