Entrevista con Mariana Santos, impulsora de periodismo digital

Lunes, 16 Septiembre 2013 05:38

Mariana Santos, organizadora del Evento Chicas Poderosas, habla sobre su experiencia en Colombia y sobre la aplicación de la narración digital en los medios Colombianos.

Mariana Santos.||| Mariana Santos.||| Foto: El Espectador/plazacapital.co|||
508

Mariana Santos es una portuguesa, becaria del Centro Internacional de Periodistas que se interesó por el periodismo digital. Trabajó en Londres para The Guardian como diseñadora de animaciones e interactivos y de esta experiencia le surgió la idea de crear una red alimentada por Chicas Poderosas en América Latina. Actualmente, Santos trabaja en el diario La Nación en Costa Rica y es la organizadora del evento tecnológico que este año congregó a más 350 periodistas en Bogotá.

Durante el evento Hackathon realizado en la Universidad Javeriana, Mariana Santos, líder del encuentro, habló con Plaza Capital sobre la incursión de la narración digital en los medios Colombios y la propuesta “Chichas Poderosas”. El evento tuvo como objetivo incitar en el país el desarrollo del periodismo de datos para que los medios controlen su propia agenda informativa. Mariana Santos también habló a las mujeres para que formen comunidades que trabajen en la tecnología y así definir nuevas historias que contar.

De acuerdo a su experiencia en Costa Rica y la que está viviendo en Colombia, Mariana comenta lo que fue para ella “Chicas Poderosas”.

¿De dónde surge la idea de congregar a grandes periodistas mujeres en el marco de una narración digital?

Yo antes trabajaba en The Guardian, donde era la única chica en mi equipo interactivo. Sentía que yo aportaba lo que mis colegas chicos no aportaban y era esa parte más sensible, las emociones más de mujer que son todavía necesarias para crear proyectos que cuenten noticias. Es bueno tener las dos partes en la creación de contenidos.

Sentí que en América Latina es más marcada la diferencia entre géneros y es muy desequilibrado, son sociedades más de hombres. Con esta iniciativa se busca que las mujeres se sientan más confortables al entrar en el mundo de la tecnología. Chichas es un proyecto de capacitación para que las mujeres no tengan miedo y se empoderen también de los procesos tecnológicos.

¿Por qué después de tu primera experiencia en Costa Rica, se apresuraste a traer el proyecto a Colombia?

Viene a una conferencia de periodismo de investigación invitada por consejo de redacción de La Nación y me enamore de Colombia, me enamore de la fuerza de la gente y de sus ganas de querer hacer más y mejor. Además, tome un taller en la Javeriana con 25 diseñadores y periodistas. Entre todos armamos una historia sobre el café y el salario mínimo, historias que importan mucho en Colombia, y tuve una buena experiencia. Colombia tiene mucho potencial y mucha gente interesada, eso es lo más importante, entonces Colombia fue mi reto después de Costa Rica.

De acuerdo con la situación de los medios en Colombia y su relación con el poder ¿En qué medida cree que se les daría libertad para poder controlar su propia agenda informativa?

Todavía habría que cambiar un poco la tradición que hay acá y la cultura periodística en torno al poder. Aun así pienso que hay pequeños medios independientes capaces de crear su propia agenda periodística, como la Silla Vacía y Verdad abierta. Pienso que estos medios, aunque chicos, son el futuro del nuevo periodismo. Los medios chichos son los primeros en buscar la evolución, los grandes toman más tiempo en desprenderse de las costumbres, pero en algún momento tendrán que cambiar.

¿Cree que los medios grandes en Colombia abran espacio para estas nuevas formas de narrar digitalmente?

Yo pienso que sí, pues al empoderar nuevas herramientas y nuevos procesos evoluciona la forma narrar. Los medios grandes deben pensar en el periodismo digital porque estamos en un momento en donde el online y el punto com cobran fuerza y deben modificarse. Por eso algunos medios grandes están agarrando este modelo de hacer periodismo online;  cuando estuve aquí en mayo, me fui al Tiempo y al Heraldo y note el interés. Es importante encontrar nuevas formas de contar historias que sean atractivas para el público y el periodismo digital da opciones para esto, por eso es necesario.

Además, en Colombia existe el problema de la competencia entre medios, por eso las ansias de mejorar. Sin embargo al evento asistieron más que todo, personas independientes y medios chicos, eso evidencia que los medios chichos tienen muchas más ganas de aprender y de cambiarse.

¿Cuáles han sido y fueron los resultados del evento en Costa Rica?

Fue un súper éxito, estuvimos más de 80 personas durante tres días sin parar. Por primera vez en Costa Rica, La Nación invito a todos los medios de competencia, radio, televisión y prensa. Todos trabajamos juntos en la misma mesa como equipo, algo antes impensable. Costa Rica es un país chico, pero también con muchas ganas de cambiarse e innovar. Yo pienso que hay pensar globalmente, pero actuar regionalmente y esto es lo que ha hecho que se incorpore en las dinámica de comunicación la narración digital. 

En Colombia, el evento fue cuatro veces mejor de lo que pensé, fue algo increíble, me emociono, porque además monte el evento sin dinero en mis manos. Bogotá es una potencia, lo planee desde hace una semana y se inscribieron casi 400 personas, se nota el interés en el proceso de innovación. De alguna manera, la experiencia fue mejor y diferente, por supuesto guardando las proporciones.