Nueva modalidad de robo en Bogotá

Martes, 13 Marzo 2012 15:42

Ciudadanos denuncian  robo y suplantación de autoridad por parte de personas que se hacen pasar por policías o agentes de la Sijín al norte de Bogotá. La Policía Metropolitana dice que no se ha observado ninguna anomalía.

Estación de Transmilenio Toberín al norte de Bogotá.||| Estación de Transmilenio Toberín al norte de Bogotá.||| Foto: Natalia Pombo / plazacapital.co|||
809

Durante los últimos dos meses un grupo de ciudadanos ha manifestado su preocupación sobre una nueva modalidad de robo en la cual un grupo de tres personas vestidas de civil,  se identifican como miembros de la Policía Nacional y Sijín,  piden papeles y pertenencias a transeúntes  argumentando  que necesitan llevárselos para una investigación.

Aparte de instigar con todo tipo de preguntas a los peatones  que pasan por la estación de Toberín, ubicada en la autopista norte de la capital,  los supuestos  policías despojan a los ciudadanos  del efectivo que llevan, cosas de valor como joyas y relojes, además de dinero plástico.

Jorge García,  una de las víctimas de esta forma de robo, cuenta como saliendo de la estación de Transmilenio por el costado oriental a las 2 de la tarde, dos hombres en una camioneta  lo interceptaron mostrando un carnet de la Policía Nacional. Con la explicación  de estar llevando a cabo una investigación sobre un reciente  robo a uno de sus compañeros, le exigieron dar el reloj que llevaba. “Yo les reclamé diciendo que a cuenta de qué les iba a entregar mi reloj, dijeron que daba la casualidad que el reloj robado cumplía con las características del mío”,  relata el señor García y continua diciendo “además ante mi negativa,  me pidieron  la factura del reloj y comenzaron a preguntarme cuánto dinero llevaba, qué a donde iba, y qué más tenía. Yo sólo mostré la tarjeta de Transmilenio que tenía y dije es lo único que tengo, afortunadamente me dejaron ir”.

El caso del señor García no es el único, adicionalmente se han presentado cuatro denuncias formales y múltiples quejas ante la Policía  Metropolitana de Bogotá  sobre este tipo de robo y suplantación de la autoridad en el norte de la ciudad. Ante la preocupación de la ciudadanía,  el comandante de  la Policía John Peña de la localidad de Usaquén argumentó que a pesar de haber enviado una patrulla en dos de los casos reportados no se ha  capturado  ni observado ninguna anomalía. “Desafortunadamente, aunque no se duda de la palabra de las víctimas, no se ha podido establecer la identidad de los delincuentes. Por eso,  es ciudadanía quien debe tomar las debidas precauciones”, afirmó el teniente Peña.

Las recomendaciones de la Policía y del Comandante de Seguridad para el área metropolitana,  Diego Hernández,  son: Primero, no detenerse en caso de que los policías no estén debidamente uniformados y se identifiquen. Segundo,  los ciudadanos pueden exigir el número de identificación de dichas personas y llamar a la línea 123 para solicitar la veracidad de la información brindada por el o los policías. Y por último,  no entregar pertenencias y ningún tipo de propiedad a policías a menos que presenten la debida documentación legal y  orden judicial de incautación emitida por la instancia y autoridad correspondiente.