Nuevos contenedores en Bogotá, ¿éxito o fracaso para el reciclaje?

Martes, 26 Febrero 2019 11:24

En los barrios Cedritos y Colina Campestre han sido distribuido los contenedores con la idea de aumentar la conciencia de reciclaje, sin embargo, la mayoría de los usuarios no saben cómo utilizarlos. 

Contenedores ubicados en Colina Campestre.||| Contenedores ubicados en Colina Campestre.||| Foto: Camila Herrera Gasca.|||
769

A partir de octubre del 2018, la Alcaldía de Bogotá y la Secretaría de Planeación empezaron con el proyecto de la instalación de contenedores con el objetivo principal de facilitar la recolección de los recicladores de oficio de los materiales aprovechables. Para el 30 de noviembre del 2018, debía estar completado el 30 % del montaje en la ciudad. El 28 de diciembre el 60% y el 12 de febrero de este año, el 100%.

Bogotá Limpia, operador encargado de Engativá y Barrios Unidos, se comprometió con la instalación de 2.868 contenedores, Área Limpia, responsable de Suba, con 2.726, Ciudad Limpia instalará en Fontibón y Kennedy 966 contenedores, por último, Promoambiental, 968.

Se acordó que se instalarían en zonas en donde se produce el mayor volumen de basura. El uso adecuado de estos contenedores es separando desde los hogares en las respectivas bolsas blancas y negras los distintos tipos de residuos. La bolsa negra para los residuos no aprovechables: desechos de jardín, colillas de cigarrillo, servilletas usadas, papel higiénico y esa bolsa se deposita en el contenedor de tapa negra. En bolsas blancas, el material aprovechable como: papel, metal, vidrio, cartón, plástico y aluminio entre otros, ponen estas bolsas en los contenedores de tapa blanca, según información de la Alcadía de Bogotá.

La idea principal es que los recicladores de oficio accedan directamente al material reciclable y llevarlo al proceso de transformación y venta. La directora de la Unidad Administrativa Especial de Servicios Públicos (UAESP), Beatriz Arbeláez, aclaró que los concesionarios de aseo tienen prohibido sacar el material de los contenedores de tapa blanca porque es exclusivo para los recicladores, “así garantizamos el acceso cierto y seguro al material aprovechable”, aseguró la Alcaldía de Bogotá en su portal web.

Sin embargo, la mayoría de usuarios no tiene claro cómo hacer el uso de estos contenedores y tampoco de cómo dividir el material adecuadamente. Aunque los colores sean una distinción importante para entender que uno es el material reciclable y el otro es aprovechable, no educaron a las personas antes de la llegada de estos contenedores, teniendo en cuenta que un amplio porcentaje de bogotanos no recicla por ignorancia o pereza.   

Bogotá solo recicla alrededor del 15% de los residuos sólidos que genera, y debería ser mucho más. Estamos desperdiciando una enorme oportunidad de negocios verdes y también de tener una actitud más responsable con el ambiente”, manifestó el Ministerio de Medio Ambiente. Según cifras del 2018, Bogotá genera entre 6.300 y 6.800 toneladas de residuos al día, afirmó el exministro Luis Gilberto Murillo en comunicado de la página del Ministerio de Ambiente.

En el barrio Cedritos, por las calles de la 134, 138, 140, 142 y 147 con avenida 19 hay una en cada costado y por cada calle un contenedor de cada color, que están en buen estado. Según los empleados del almacén Farmatodo ubicado en la 140 con 19, ahí ponen los residuos reciclables porque “saben que es lo correcto”, pero no recibieron ningún tipo de capacitación, en realidad no tenían conocimiento sobre el orden adecuado, pero lo asumieron debido a los colores de las tapas y las bolsas.

Milton Cifuentes, quien presta el servicio de celaduría en el conjunto Bellagio, confirmó que no ha visto ninguno de esos contenedores cerca al conjunto ubicado en la 134 con carrera 17, solo en la avenida y sí son necesarios, pues hay varios conjuntos cerca y varios inquilinos en el conjunto. Por otro lado, la administradora del Conjunto Yparai, Stella Mayorga, ubicado en la calle 140 con carrera 13, cuenta que ni han hecho capacitaciones a los usuarios del conjunto y tampoco han puesto ningún tipo de contenedor cerca, lo más cercanos están en la avenida 19, entonces deben sacar la basura en sus tanques normales, pero lo más preocupante es la falta de capacitación para los usuarios mismo sobre cómo y qué reciclar.

Igualmente, en la zona de Colina Campestre, los encargados de la limpieza de un conjunto Alcaparros establecieron que tampoco recibieron algún tipo de enseñanza: “Acá no todos reciclan, a veces mandan todo en una bolsa negra y no separan desde las casas, pero la mayoría de los residentes sí hace el adecuado proceso con la bolsa blanca. Los contenedores solo los distribuyeron por la zona y los recicladores se llevan lo que les sirve, el resto el camión lo recolecta”, afirma Jaime Rodriguez.

Adelmo Pérez, uno de los recolectores de basura de un camión que transita por toda la calle140, confirmó que otro carro era el asignado para la recolección de las basuras: “Se llama Carro de carga lateral y pasa a las ocho de la noche por toda la avenida 19 y por los lugares en los que han sido situados los contenedores. Ellos se llevan básicamente lo que no es material reciclable, porque esa es la función del reciclador”.