Músicos jóvenes encuentran oportunidades para crecer en la capital

Miércoles, 09 Abril 2014 08:11
Escrito por

Principiantes de la música aprovechan las oportunidades que algunos restaurantes les ofrecen, con el fin de ambientar sus espacios y generar un reconocimiento de su talento

Banda "Caravanchela".||| Banda "Caravanchela".||| Foto: Maria Camila Villamizar, Plaza Capital|||
1553

Cada vez son más frecuentes los restaurantes que buscan músicos para acompañar las cenas de sus clientes. Para conseguir la banda que más se ajuste a sus pretenciones y al ambiente de sus establecimientos, estos restaurantes tienen protocolos diferentes, como audiciones y entrevistas previas.

Las formas de pago a las bandas varían de un restaurante a otro. Algunos establecimientos prestan el lugar por ciertos días, con el fin de que los músicos traigan a su público, otros cobran un cover a los clientes para darle la mitad a la banda participante. Asimismo, están los casos de bandas musicales reconocidas, a quienes los restaurantes les entregan ciertas boletas para que las vendan por su cuenta y, a su vez, el restaurante cobra un cover en taquilla, lo que les permite ganar el doble.

“Para mí, esto ha sido una experiencia que al principio fue dura pero que ahora agradezco a estos lugares que nos abren la puerta para que otra gente nos escuche y así podamos crecer. Les aseguro a otras bandas que están surgiendo que mi banda y yo hemos conseguido mayores oportunidades tocando de esta forma. Tanto así que ya sacamos nuestro primer vídeo y pronto sacaremos nuestro primer disco. Estoy muy feliz” comenta Guillermo Palencia, integrante de la banda Caravanchela.

Gracias a esta tendencia, no sólo los músicos pueden percibir los beneficios, sino también los propietarios de los restautantes, quienes evalúan con qué tipo de banda o género musical van a atraer más a los clientes. “El fin no siempre es aportar a que una banda crezca, sino que esta banda traiga más consumo un día en que el restaurante casi no venda” dice Dalia Orduz, mesera de uno de estos restaurantes.

“Siento que esta es una gran oportunidad para que el talento colombiano no quede en el olvido. A pesar de que en mi establecimiento toca una banda internacional, debido a que es un bar de Cuba, me encanta la idea de que otros restaurantes le abran las puertas a estos jóvenes. Pienso que todos tienen algo que ganar”, opina Luis E. Mayorga, uno de los dueños de El Bembé.

Como se puede ver, está creciendo poco a poco esta generación de músicos que quieren ponerle un toque de su estilo de música para ambientar estos restaurantes. Por su parte, los establecimientos ven en esta alternativa una manera de contribuir a un futuro próspero de bandas colombianas y, además, beneficiar a su clientela.