Los camioneros hacen retrasar a los estudiantes universitarios

Jueves, 17 Febrero 2011 03:56

Debido al paro de camioneros los estudiantes universitarios que viven en el sur- occidente de Bogotá, se han visto afectados por las complicaciones en la movilidad. Las clases sólo se suspenderían por orden directa del gobierno.

Los estudiante se han visto seriamente afectados con el paro de camioneros.||| Los estudiante se han visto seriamente afectados con el paro de camioneros.||| Foto: Sergio Rodríguez Sarmiento/ Plaza Capital|||
327

Durante el paro que los camioneros convocaron desde el pasado 14 de febrero, se han bloqueado varias vías del sur y occidente de la capital. Esto afecta, entre otros, el traslado de los estudiantes universitarios que residen en zonas como Fontibón, Hayuelos, Las Américas, todo el sur de la ciudad, incluso a los provenientes de los municipios vecinos de Mosquera y Zipaquirá.

Raúl Fernando Prieto, estudiante de Derecho de la Universidad Católica, es uno de los afectados por el paro. Él vive en Mosquera. Normalmente su ingreso a la ciudad es por la Calle 13, una de las principales vías de acceso a Bogotá,  pero por estos días su ruta se ha tenido que replantear: ¨he tenido que recurrir a entrar a Bogotá por la Calle 80, generando un mayor gasto de plata y tiempo. Por la Calle 80 tardo entre 15 y 30 minutos más¨.

Aún así, no se ha reducido significativamente la asistencia de estudiantes de la jornada de la mañana a las universidades. “Si bien llegan un poco más tarde, no es comparable con la situación de los estudiantes de la jornada nocturna quienes sí han reducido en mayor cantidad su presencia en las aulas”, dice Ana Milena Rodríguez, asistente administrativa de la Universidad Gran Colombia.

Aunque el paro de camioneros viene afectando seriamente la movilidad de la ciudad, las universidades han decidió que no modificarán, ni cancelarán clases en consideración con los estudiantes afectados a menos que un comunicado del gobierno lo ordene.

Al respecto, Juan Carlos Vergara, rector de la Universidad Autónoma, ubicada en el centro de la ciudad, afirma que: “Sólo se pueden suspender clases por orden del gobierno. Las actividades no se van a parar ni a modificar por un grupo de estudiantes. Sin embargo, la universidad entiende la situación de los alumnos afectados, razón por la cual les damos la posibilidad de presentar una excusa que diga que por problemas de orden público llegó tarde o no pudo asistir a clase, para que no haya inconvenientes con las asignaturas”.

Es por esto que los estudiantes se han ideado diferentes maneras de llegar a su universidad: algunos, como los alumnos de la Universidad Autónoma, optaron por la bicicleta, otros toman rutas alternativas o simplemente madrugan más como lo hará Andrea Benavides, estudiante de la Universidad del Rosario, quien tiene que llegar a clase de siete de la mañana. “El martes gasté hora y media llegando a la universidad, normalmente gasto cuarenta minutos desde Hayuelos hasta el centro. Saldré media hora más temprano para llegar a tiempo a clase. Lo que me preocupa es el momento de ir a mi casa, hace días gasté dos horas y media llegando: dos horas en el bus y media hora caminando”.