Más del 60% de los estudiantes de colegios públicos en Colombia no tiene acceso a Internet para continuar con sus clases

Lunes, 27 Abril 2020 07:09

Más de 800 millones de estudiantes en el mundo carecen de recursos para seguir las clases virtuales. En Colombia, el 75 por ciento, cerca de 800 mil estudiantes, pertenecen a instituciones públicas que, en su mayoría, no han podido retomar las clases por falta de herramientas.

Los estudiantes tuvieron que cambiar de un día para otro la forma de recibir clases.||| Los estudiantes tuvieron que cambiar de un día para otro la forma de recibir clases.||| Fotoilustración: Valentina Castro|||
453

Aunque la pandemia del covid-19 es un problema sanitario de gran magnitud, también ha desatado una gran crisis para la educación mundial. Según cifras de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación (Unesco),1.370 millones de niños, niñas y adolescentes y 63 millones de profesores de 138 países se han visto afectados por el cierre de colegios y universidades a causa de la cuarentena decretada por los gobiernos. A un mes y medio de terminar el primer ciclo del año académico, la situación en Colombia también sigue siendo devastadora. El 63 por ciento de los estudiantes en educación media de colegios públicos del país no han tenido acceso a internet ni a computadores para continuar sus clases, según el Laboratorio de Economía de la Educación (LEE) de la Pontificia Universidad Javeriana.

Ver: ¿Cómo salvar mi emprendimiento de turismo sostenible durante la pandemia?

“La mayoría de nuestros estudiantes ha tenido dificultades para continuar con sus clases. Hemos optado por enviar las guías académicas por WhatsApp, pero de todas maneras en algunos casos no les llegan las señales de redes móviles”, le dijo a Plaza Capital Paola Rocha, socióloga de la universidad Nacional y coordinadora de la Corporación Infancia y Desarrollo, organización no gubernamental que aporta a la garantía del derecho a la educación de calidad a niños, adolescentes y adultos vulnerables en Colombia.

Aunque las instituciones educativas han buscado planes de contingencia para mitigar esta problemática, diferentes colegios aún no han podido encontrar soluciones. Según el Ministerio de Educación, del total de matriculados, alrededor del 75 por ciento son de instituciones públicas. Este porcentaje corresponde a 790.253 alumnos que, en su mayoría, no han podido retomar las clases por falta de herramientas.

Pilar Bermúdez, profesora del Centro Educativo Distrital Toberín, en el norte de Bogotá, expresó en un comunicado por redes sociales que, aunque les piden seguir las clases, los niños no tienen computadores. Dada esta situación, el colegio ha intentado solucionar enviándoles las tareas a los niños por los WhatsApp de los padres de familia, pero tampoco ha dado resultado puesto que no tienen un plan de datos con una capacidad de banda ancha amplia para poder navegar por diferentes plataformas, incluida YouTube. Para Pilar, lo más importante en este momento es generar lazos de solidaridad para que 40 estudiantes puedan continuar con sus clases. Dentro de dicho comunicado expresa que están buscando técnicos en computación y donantes para comprar equipos y facilitarles el acceso a las clases a estos estudiantes.

Ver: En cuarentena, con trastorno bipolar

Como este caso, hay diferentes centros educativos distritales que no cuentan con los instrumentos básicos para realizar las clases virtuales; además, no han tenido espacios de capacitación, tanto para estudiantes como para profesores. Para los estudiantes que viven en regiones donde las tecnologías de la información y de la comunicación (TIC) son escasas, la transición hacia el aprendizaje virtual ha sido más compleja, señala la UNESCO.  Jerónimo Cárdenas, profesor de un colegio de la localidad de Suba, del cual no quiere que se sepa el nombre, le contó a Plaza Capital: “A nosotros nos tocó cancelar las clases virtuales de 34 estudiantes que podíamos tener en un aula virtual, solo ocho podían conectarse desde una red fija”.

No obstante, una profesora del Colegio San Cayetano, en el sur de Bogotá, le informo a Plaza Capital que el colegio se ha visto en la tarea de buscar distintas opciones para no suspender las clases. El lugar donde trabaja la docente, quien prefirió mantener su nombre en reserva, está ubicado en los cerros de la zona limítrofe de las localidades de Usme y San Cristóbal, a 3.100 metros a nivel del mar. Aunque estos estudiantes tienen condiciones sociodemográficas bastante distintas a los demás colegios, desde la segunda semana de aislamiento preventivo los profesores optaron por hacer guías impresas para 15 días, las cuales se las dejan en la portería del colegio.

Ver: Trabajo sexual masculino: entre la clandestinidad y el olvido

Al principio optaron por mandar las guías virtuales, pero no todos contaban con posibilidad de internet o computadores. Después de eso probaron impartiendo programas de radio, pero la señal era intermitente. “Y ahora estamos aplicando las guías impresas, las cuales vienen acompañadas de las lecturas pertinentes para poder desarrollarlas sin necesidad de internet”, afirma la profesora.

Además, después de que el presidente Iván Duque anunció el alargamiento del aislamiento, el colegio decidió que iba a implementar programas de televisión educativos dentro de la metodología de aprendizaje. Canales como Señal Colombia o Canal Capital, los cuales llegan a la mayoría de hogares, les permitirían realizar reflexiones y talleres desde los contenidos vistos en los capítulos asignados. Un ejemplo es la serie documental “Gente del común”, que cuenta la historia de diferentes personas que comparten iniciativas para ayudar a algunos sectores de la población.

Paola Rocha, coordinadora de la Corporación Infancia y Desarrollo, expresa que diferentes colegios están esperando a que el Gobierno nacional continúe trabajando para garantizar la educación, facilitar y brindar el acceso a las herramientas pedagógicas virtuales a los estudiantes de zonas rurales y urbanas del país, en especial a las familias de escasos recursos. Aunque el presidente Iván Duque aseguró que las clases virtuales tanto para universidades como para colegios irán hasta el 31 de mayo, diferentes profesores, especialmente de colegios públicos, esperan que se tomen medidas para fortalecer la educación virtual de niños y jóvenes que no tiene las posibilidades de acceso en todo el país.